La hija del Rey del Pop Michel JacksonParis Jackson,  ingresó a un centro de rehabilitación debido a sus problemas de salud mental, sostuvo la revista “People“.

La joven, de 20 años, había mencionado con anterioridad su lucha contra la depresión y la ansiedad.

Empezará un tratamiento para priorizar su salud física y emocional. Según una fuente cercana, el 2018 estuvo cargado de compromisos laborales, estrenó la película “Gringo” y el videoclip “Rescue Me” de Thirty Second to Mars, que la llevaron por todo el mundo.

La joven modelo se registró en un centro de tratamiento para ayudar en su plan de bienestar. “Ella espera salir revitalizada y lista para abordar los nuevos y emocionantes proyectos que la esperan”, agregó la fuente.

A través de los años, Paris Jackson ha hablado abiertamente sobre su batalla contra la depresión y la ansiedad. En el 2013, a los 15 años, la hija del Jackson fue hospitalizada por intento de suicidio. Luego se conoció que era víctima de bullying en el colegio.

En el 2017, confesó que había intentado suicidarse en “varias veces” y que “solo una salió a la luz”. “Me odiaba a mí misma, tenía muy baja autoestima, pensaba que no podía hacer nada bien y que no merecía vivir”, contó a la revista “Rolling Stone“.

Fue su inusual inactividad en las redes sociales lo que llamó la atención a sus millones de seguidores, que empezaron a especular sobre su estado salud.

Paris ha sido cara de importantes campañas publicitarias y se lanzó como cantante.